sábado, 29 de marzo de 2008

II

Cabalgar hacia el sol
por mares de arena negra
como los ojos de mi corazon;
Subir a la montaña
y contemplar su luz
y en lo hondo de mi cueva
ver la razon de mi vida;
tu.